Vietnam ya conoce las dos caras de la moneda

Una victoria sorprendente en el debut, una derrota abultada en el segundo partido. Ese ha sido el camino hasta aquí de Vietnam en la Copa Mundial de Fútsal de la FIFA Colombia 2016, la primera fase final de una competición FIFA en la historia del país.

La primera, sí. Un dato que permite entender el vaivén de emociones y vivencias que han atravesado los muchachos vietnamitas, quienes afrontan el compromiso con uno de los planteles más jóvenes del torneo. Y pese de todo, mantienen intactas sus posibilidades de avanzar a los octavos de final de la competición.

Las cuentas son claras: si vencen o empatan contra Italia, potencia y aspirante al título, estarán entre las mejores 16. El desafío es enorme y Bruno García, el seleccionador español que los conduce, lo sabe. De ahí que ponga el sunto en contexto para FIFA.com: “Cuando termine todo esto, sea como sea, yo sé que el fútsal en Vietnam va a salir muy reforzado”.

Madurez en la juventud
García tiene razón. Tome el caso del pívot Minh Tri Nguyen, quién tenía apenas 16 años cuando, mirando el Mundial de Tailandia por televisión, se prometió que un día estaría allí. Además de cumplir su promesa, ¡se despachó con un triplete en el primer partido mundialista de su vida!

Nadie mejor que él, entonces, para aconsejar a los jóvenes jugadores que lo admiran luego de semejante actuación. “¿Qué les diría? Que si entrenan duro  e intentan hacerlo lo mejor posible. Un día pueden jugar un Mundial ellos también”, comparte Tri, quien rechazó una oferta de un club de fútbol de campo a los 10 años para seguir jugando fútsal.

“Yo les diría que sueñen y persigan ese sueño”, agrega a FIFA.com Van Vu Tran, autor del tanto del honor ante Paraguay y único futbolista vietnamita que vio puerta en ambos partidos.

Pero el cierre de 26 años va más allá todavía. “Que nosotros estemos aquí es muy importante para nuestro fútsal, pero también para el fútbol de Vietnam. Y ojalá sirva de motivación para que otros deportes crezcan”, confía Vu, estudiante de Economía y Bancarización.

Los dos demuestran una madurez digna del elogio, un detalle que García extiende a todo el grupo. “Tenía mis dudas de cómo iban a responder, no dentro de la pista, sino para con el entorno”, explica.

“Después de la Copa de Asia el país se ha volcado con el deporte, que no era tan seguido, y los chicos tiene gran protagonismo”, continúa el técnico. “No es fácil convivir con el éxito. Aislarse de todo eso y desarrollar el juego que siempre desarrollan me ha sorprendido”.

Todo es aprendizaje
En ese contexto, el duro 1-7 con Paraguay de la segunda jornada parece otro paso en el proceso de aprendizaje de Vietnam. “Confiábamos en hacer un buen encuentro. Se podría perder, pero nadie imaginaba hacerlo por esa diferencia”, admite a FIFA.com el capitán Bao Quan Nguyen

¿Qué les pasó? “Cometimos demasiados errores que nos costaron varios de los goles paraguayos. Nosotros, en cambio, no aprovechamos ninguno de los suyos”, explica el ala de 33 años. En su condición de jugador más veterano del plantel, mira la mitad del vaso llena. “Lo importante  ahora son las lecciones: debemos jugar más concentrados y con más espíritu. Nos faltaron ambas cosas”.

Quan, quién lleva una década practicando la especialidad, es consciente de la talla del rival y de las posibilidades que le dan a su equipo de triunfar, pero Vietnam no tiene nada que perder. “El torneo no ha terminado todavía. El fútsal es un deporte imprevisible. Quizás nos toque otra vez a nosotros”.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s